lunes, 17 de mayo de 2010

Capítulo 19

N/E: Chicas!! me van a matar lo sé, pero iba a actualizar temprano cuando llegara a casa, pero que creen, me quedé dormida en el micro, pasé de largo y llegué a la tienda de mi mamá, y tuve la gran idea de pasar a saludarla y me dejaron trabajando ¬¬ jajajjaja solo a mí me pasan esas cosas, acabo de llegar a mi casa, pero no las iba a dejar sin capítulo. Les cuento que al final de este capítulo les dejé un pequeño adelanto del próximo como recompensa. a ver si me perdonan :P Las amo!!! besitos!!

Fate Has Brought us Here

Jasper POV

Íbamos por la mitad del camino hacia el hotel, cuando sus incontrolables sollozos empezaron otra vez. Ella buscaba por aire entre gimoteos. Aparque el auto, y me acerque a ella. -¿Bella?- Toque su hombro.

Lloro mucho más fuerte. –Jasper, por favor no manipules estas emociones. Necesito sentir esto.-

¿Cómo podía ella pedirme que me sentara ahí y la viera sufrir de esa manera? ¿Cómo? Porque ella sabía que no había nada que no hiciera por ella. Desabroche los dos cinturones de nosotros, empujé mi asiento lo más atrás que se podía, y gentilmente la acomode en mi regazo, teniendo cuidado que no causarle más daño. Ella acomodó su cabeza sobre mi hombro y lloro durante quince minutos. ¿Por qué estaba llorando? ¿Ella estaba triste? ¿Enojada? ¿Herida? ¿Quería a Edward? ¿A mí? ¿O a los dos? ¿Cómo iba a poder saberlo? Ella dejó de llorar, y alzó sus dedos para tocar mis labios. -¿Te sientes mejor, chicha bella?-

-No.- La lágrimas seguían cayendo por su rostro, enredé las puntas de su cabello alrededor de mis dedos y empecé a girarlos.

-Bella, me tenes que decir que puedo hacer por vos. Voy a hacer cualquier cosa.-

Se volvió a echar a llorar, escondiendo su rostro contra mi hombro. Podía sentir sus calientes lágrimas contra mi camisa. –Me vas a dejar.- Más sollozos.

-No, no yo nunca lo haría.- ¿Cuándo íbamos a poder superar esto? -¿Por qué te dejaría?-

Ahora ella estaba asustada, y tuve que pelear contra la urgencia de controlar sus emociones. –Porque vas a hacerte a un lado y dejar que Edward me tenga.-

Tal vez ella se haya vuelto loca al igual que Edward. –Bella, no soy así de noble.-

-Vos sos exactamente así de noble.- Ella suspiró. –Vos sos mi caballero sureño.-

-Bueno, si ese fuera el caso, entonces lo desafiaría a Edward a un duelo, pero en vez de eso quiero hacerlo pedazos.- Ella no dijo nada. –Bella, necesito que me veas.- Ella se levanto lejos de mi hombro y me miró con esos bellísimos ojos café, y me hizo recordar porque haría cualquier cosa por ella. –Cariño, la única manera de que me haga a un lado y dejar que Edward te tenga, es si vos me lo pedís. Yo nunca asumiría tomar esa decisión por vos. Soy demasiado egoísta.-

-¿No me vas a devolver a él?-

-Bella no sos un objeto que se pasa de un lado a otro entre Edward y yo. Mientras es cierto que te considero mía, nunca te mantendría a mi lado contra tu voluntad. Pero, para contestar tu pregunta, no, yo claramente no voy a darte de regreso a Edward, ya que nunca fuiste suya para estar con él.- Sentí su confusión, y decidí que era momento de contarle lo que Alice compartió conmigo hoy. Ella se acomodó en mi regazó y sostuvo mi mano mientras le contaba sobre las primeras premoniciones y las visiones sin rostro sobre el pasado de Alice. Le conté que nunca fue Edward el que la iba a convertir, y que ella nunca fue previsto que ella estuviera con él. Ella escuchó atentamente, tanto que cuando terminé ella con costos se movía. Ella estaba metida en sus pensamientos. Le di unos cuantos minutos para procesar la información, y luego ella habló.

-Siempre fuiste vos,- Susurró. –Yo sabía que siempre fuiste vos.-

-¿Por qué no volvemos al hotel hoy en la noche, y así vos podes tener una buena noche de descanso, y te prometo que luego te llevo a casa mañana?- Ella no discutió. Se quedó dormida lo que restaba del camino, y fue lo más relajada que la pude sentir desde esta mañana en el parqueo, antes de que empezara nuestro horroroso día. Volví a recordar los eventos en mi cabeza, pensé en todas las cosas que pude haber hecho diferentes, empezando con migo yendo en su lugar al auto a recoger su celular. ¿Cómo pude haberla enviado sola? Mi enojo empezó a construirse cuando recordé las manos de él sobre ella en el momento que los encontré en el parqueo, y luego en la habitación. El la estaba sosteniendo mientras ella estaba disgustada. Su rostro me perseguía. Estaba siendo abordado por todas las emociones que ella había sentido en el transcurso del día; dolor, miedo, preocupación, desesperación. Mi Bella no se merece un día como el de hoy. Me estaba abrumando y llenando de una ira incontrolable de la que sabía que debía tratar. Necesitaba encontrar alguna manera para dejar que Bella me permitiera dejarla solamente por una hora y así poder liberar mi frustración, pero eso no iba a ser una tarea sencilla, especialmente conmigo tan nervioso y lleno de enojo. Ella nunca debería estar tan cerca de mí cuando estoy así. La escena de hoy con Edward claramente probó que podía pasar cuando un vampiro no estaba en control de sus sentidos. Agarre la manivela, dejando hendiduras con las formas de mis dedos sobre el duro cuero.

No detuvimos en el parqueo, y ella empezó a levantarse. –Bella, ya llegamos. Te voy a llevar y acomodarte en la cama.-

-Hmm…ok.- Ella estaba cansada, y eso podía servir para mi ventaja.

La lleve hasta la cama. –Mi pijama, quiero salir de esta ropa.-

-Está bien, la voy a ir a traer y las medicinas para el dolor que Carlisle te dio.- Eso también podía ser vivir para mi ventaja. Si la podía hacer entrar en un profundo sueño, entonces podría escaparme al bosque y romper algo, arrancar de raíz un árbol alto o despedazar una roca inmensa. Necesitaba canalizar esta furia. Rápidamente la cambie y la hice tomarse las pastillas. Gateo hasta la cama y se acomodó dentro de las sabanas. Cerró sus ojos.

-Te amo, Jasper.- Murmuró.

Sabía que estaba en un problema cuando esas palabras ni siquiera me calmaron. –Yo también te amo. Duerme bien.- Mientras la veía, cada vez me agitaba más. ¿Cómo pude haber fallado hoy al protegerla? ¿Cómo le pude permitir a ella interponerse entre nosotros dos cuando estábamos gruñendo y enseñando nuestros dientes? Yo sabía hacerlo mejor que eso.

Ella hizo un gesto de dolor cuando su respiración empezó a hacerse lenta, y pude sentir su incomodidad. Eso me enojó mucho más. Tenía que salir de ese cuarto. Camine hacia la puerta y le di vuelta a la perilla.

-¡Jasper!- Se levanto para quedar en una posición sentada, y pude sentir igualmente el pánico y el dolor. -¡Ouch!- Se sostuvo su costado porque obviamente se sentó demasiado rápido.

Yo estaba a un lado de la cama en un instante. Ella lloraba en agonía, y eso solo incrementaba mi ira. Ahora yo le había causado dolor. –Bella, déjame ayudarte para acostarte. Necesitas dormir.-

-¿Adonde ibas?- Sostuvo mi brazo. Necesitaba que me dejara ir, ella estaba demasiado cerca.

-Bella, normalmente no te pediría esto, pero si te durmieras, yo podría irme por un ratito. No voy a ir muy lejos, pero tengo algunos problemas que debo tratar.-

Apretó su agarre en mi brazo. -¿Sin mí?- Estaba ofendida.

-Este día ha sido uno que me ha afectado demasiado, y algunas veces puede ser muy insoportable para mí. Es difícil tener que sentir todas esas emociones saliendo de todos, y no poder liberarlas puede ser muy estresante para mí.-

-Déjame ayudarte.- Ella siempre tan sincera.

-Lo aprecio, pero necesito sacar esto de mi sistema. Y estoy tan enojado con los eventos de hoy que necesito alejarme de vos, para así no hacerte daño. ¿Me entendes?- Esperaba que ella lo hiciera. Trate de volverla a acostar, pero ella protesto. –Bella, necesito esto de vos.-

-No.- ¿Ahora ella estaba poniendo en claro lo que era suyo? Normalmente, hubiera pensado que era tierno, pero no estaba de humor para lo tierno. Su desafío solo incrementaba mi enojo, y eso era exactamente lo que estaba tratando de evitar.

Me alejé de la cama para crear distancia entre nosotros. Ella luchó por seguirme. ¿Por qué está haciendo esto? Mis acciones en este momento no eran las mías, así como alzaba el vaso que estaba en la mesa de noche y lo arrojaba al otro lado de la habitación. Se rompió y sonó por todo el cuarto. Ella dio un grito ahogado, y pude sentir su miedo. Tal vez eso era lo que ella necesitaba para dejarme ir. ¿Por qué no estaba sorprendido cuando ella continuo caminando hacia mí? Como lo dije, mis acciones no eran las de un hombre racional, o si no hubiera salido disparado por la puerta. Ella hubiera entendido, pero yo no estaba pensando claramente. –Necesitas hacer esto por mí. No soy lo suficientemente fuerte para dejarte aunque sea por una hora, pero si me quedo, puedes salir herida.-

-Vos nunca me harías daño.- Ella alzó su mano hacia mí, pero me alejé, y estaba al otro lado de la habitación antes de que ella se hubiera dado cuenta de que me había movido. Alcé la silla que estaba a mi lado y la avente a un lado. Se rompió en una gran cantidad de pedazos en el momento que golpeaba el piso.

-Edward tampoco te haría daño, y ahora tenes tres costillas fracturadas. Somos diferentes cuando no estamos en control. Somos animales por naturaleza. Por favor.- Hice mi manos en puños a mis costados. No quería lanzar nada más al otro lado del cuarto. Empecé a dirigirme hacia la puerta, pero de alguna, manera ella anticipó mis movimientos, antes de que pudiera darme cuenta, ella estaba de pie frente a esta y ella ni siquiera tenía velocidad vampírica. No lo que esta chica tenía era un deseo de muerte.

-Bella, por favor, podría no ser una silla lo próxima vez.- La bestia dentro de mí quería salir, y no la podía esconder más.

-No te puedo dejar ir, y esto no se trata de mí. No te puedo dejar ir corriendo a hacer algo de lo que te podrías arrepentir más tarde. No después de que has trabajado tan duro. No voy a ser la razón para que cometas un desliz.- Ella estaba recostada contra la puerta.

El veneno estaba llenando mi boca. Chica tonta, creía que su pequeño cuerpo me podía detener para salir de aquí. Ya era demasiado tarde. Necesitaba haber hecho esa salida hace diez minutos, cuando sentí todo este berrinche comenzando. Golpee mis manos la puerta a cada lado de su rostro. Ella se estremeció y empezó a temblar. Miedo, ahora esa era una emoción de la cual un vampiro puede disfrutar. -¿En verdad piensas que puedo salir y herir a un humano? ¿Piensas tan mal de mí?- Ya ni sabía lo que estaba diciendo, porque mis sentimientos estaban apoderándose de mí.

-N, no… no quise decir…- Estaba asustada. –Solo quiero ayudarte. Quiero estar ahí para vos, de la misma manera que siempre estas ahí para mí.- Ella alzó su mano para tocar mi cara.

¿Cómo? Yo debía de verme aterrador para ella, y todavía estaba tocando mi rostro, destruyendo mi enojo, pedazo por pedazo. Quería que ella me ayudara, pero no podía confiar en lo que yo podía hacer. Sostuve su mano que estaba en mi rostro y la acerque a mis labios. Su pulso se aceleró y sentí una punzada en el comienzo del estómago. Pasé mi lengua por toda la extensión de la vena de su muñeca, cuando la sentía pulsando en ese lugar. Un solo rasguño de mis dientes, y ella fluiría dentro de mi boca. Casi podía saborearlo.

-Jasper, mírame. Es Bella.- Ella trato de sacar su mano de mi agarre.

Negué con mi cabeza. –Vos comenzaste esto. Te dije que me tenía que ir, así que aléjate de la puerta y déjame ir.-

-¡Dije que no! No te voy a dejar ir.- Sus latidos se incrementaron, y lo podía escuchar casi saliéndose de su pecho. –Me necesitas tanto como yo a vos.-

¿Por qué ella no podía entender que esto no se trataba de mi necesitad de ella? Era sobre su seguridad. Mire hacia su mano y la liberé. Ella dejó salir un suspiro de alivio. Sostuve sus hombros y la acerque a mí, para que nuestras frentes se tocaran. –No sabes cuan verdaderamente peligroso soy en este momento, porque si lo hicieras, me hubieras dejado irme de aquí. Debo liberar toda esta negatividad, esta ira que está creciendo dentro mío.- Estaba convirtiéndose insoportable para mí, casi doloroso.

Sentí otra ola de miedo venir de ella, pero en lugar de retirarse, ella levantó su cabeza y encontró mis labios. Ella estaba temblando, pero lentamente presiono sus labios con los míos. Susurró contra mi boca, -Te amo y te ayudare a pasar por esto.- Alzó sus manos y paso su dedos por mi cabello. –Jasper, quédate conmigo.- Me volvió a besar. –Por favor.-

¿Por qué tenía que rogar? Aplaste mis labios contra los de ella y la bese bruscamente. Ella ha pasado por mucho hoy, y ahora estaba siendo tratado muy mal también por mí. Pero con ese beso, yo parecía haberme calmado un poco. Ella parecía estar en algo. Tomo mi mano y me llevo hasta la cama.

-Jasper, déjame ser tu liberación. Déjame calmarte, de la manera que siempre lo hacer para mí.- Ella misma se recostó sobre el colchón y me jaló para ponerme sobre ella. Otra vez, si estuviera en un estado racional, hubiera sabido que ella estaba muy herida y con mucho dolor para yo hacerle el amor, pero ahora no había ningún tipo de racionalización en mí. Ella parecía haber cambiado todo ese enojo con necesidad y deseo. Estaba confundido. Esta era la segunda vez que ella me había sacado un estado enloquecido. ¿Cómo lo haciendo ella?

Esta vez la bese lenta y suavemente. Ella se merecía que fuera tierno con ella. Ya no estaba enojado. Estaba enamorado, y ella me había traído a la realidad. A pesar de todos sus temores, ella peleo por lo que le pertenecía y me reto. Ella ganó, y en ese momento supe que yo, también.

-Bella, te voy a hacer el amor, pero debes dejarme estar a cargo. No me puedo arriesgar a herirte.- Nunca me perdonaría si le trajera más dolor esta noche, o cualquier otra noche. Ya tenia muchas otras cosas por las que necesitaba absolución.

-Ha sido un día demasiado largo. Demasiados recuerdos tristes… solamente terminémoslo con Jasper y Bella. Por favor… necesito sentirte adentro de mí. Necesito que estemos lo más cerca que podamos.-

-Gracias por ayudarme.- Dije, mientras gentilmente le sacaba sus pantalones.

-Cuando quieras…- Le dio un tirón a sus calzones. –No te olvides de estos.- Me sonrió.

Lentamente los deslice por sus piernas, deteniéndome a besar el interior de sus muslos, rodillas y tobillos por mi paso. Como siempre, busque dentro de mi billetera antes de bajarme mis pantalones. Por unos segundos pensé en el día cuando sea posible tenerla sin la barrera de esa protección entre nosotros, de en verdad poder sentirla y nada más. Pronto, me dije a mí mismo. Cuidadosamente baje acomodándome sobre ella, manteniendo la mayoría de mi peso en mis antebrazos.

-No te contengas. Has lo que tengas que hacer para sacarlo de tu sistema.- Me susurró.

Obviamente no había nada que ella tampoco hiciera por mí. Mordí su labio inferir un poco fuerte, pero ella no se quejó. Pasé mi lengua justo donde acababa de mordisquear. –Lo siento.- Ella hizo su cabeza hacia atrás, exponiendo su cuello para mí. Empecé a lamer mi camino hacia sus pechos. Tome uno de sus pezones erectos dentro de mi boca, probándolo con mi lengua. Ella sabia tan dulce. Trabaje mi camino hacia su otro pezón e hice lo mismo. Ella gimió cuando yo deslizaba una mano bajando por su estómago y entre sus piernas. Ella estaba más que lista para mí.

Ella bajó su mano y fuertemente agarró mi muy erecto miembro entre su mano y comenzó a bombear de arriba a bajo. –Tómame de cualquier manera que quieras… Por favor.-

Necesitaba entrar en ella como el animal que era. Necesitaba que fuera duro, profundo y rápido para así poder liberar todas las frustraciones del día, pero no le haría eso a ella. Ella también necesitaba algo de mí. Ella necesitaba que la amara tierna y suavemente. Podía hacer eso por ella. Lentamente entre en su húmedo y palpitante sexo y supe que estaba en casa. –Ahh… bebe, ¿Podes sentir cuando te quiero?- Me moví todo el camino hacia adentro y luego lentamente devolviéndome hasta salir. Lo hice de esa manera por algunas estocadas, y cada vez que la volvía a penetrar se estremecía. Podía sentir su cálido aliento contra mi cuello mientras susurraba mi nombre una y otra vez. Ella estaba muy cerca y quería ver su rostro cuando se dejara ir. –Bella, abre tus ojos.- Incremente la velocidad, ya no saliendo totalmente de ella. Enroscó sus dedos en mi cabello y miró mis ojos, en el momento que libero sus tibios jugos sobre mí. Estaba jadeando cuando su cuerpo convulsionaba en secuelas de su orgasmo. Entre una última vez y me dejé ir, liberando todo mi enojo, frustración y negatividad. Ella había encontrado una manera de calmarme y si tenía alguna duda sobre nosotros dos, se fueron en ese momento. Sabía que ella siempre iba a ser mía, y que yo siempre iba a ser de ella. Era nuestro destino. Yo finalmente estaba en paz.

Trate de mantenerla lo más cómodamente posible durante la noche. No tuve que hacer mucho, ya que mi cuerpo le servía como su único y personal bloque de hielo. Ocasionalmente la cambiaba de posición, pasa que así no se entumeciera. Abrió sus ojos más rápido de lo que esperaba, cuando el sol acababa de salir. –Buenos días. ¿Dormiste bien?-

-Tan bien como se podía, creo.- Se estiro, para acto seguido hacer un gesto de dolor. –Es día de acción de gracias.- Parecía sorprendida, probablemente por el largo día que pasó ayer.

-¿Qué te parece?- Yo mismo había perdido la línea de los días, desde que llegamos aquí.

-Tengo mucho lo que estar agradecida por este año.- Me sonrió.

-Yo también.- Bese su cabeza. -¿Estas lista para volver a casa?-

-Sí, estos han sido unos días muy cansados, y no puedo esperar a dormir en nuestra cama.-

-¿Por qué no te ordeno un servicio a la habitación, mientras te bañas?-

-No.- Entró en pánico.

-¿Qué parte no te gustó?-

-Para poder bañarme, tendría que levantarme y eso no va a ser muy agradable.-

-Ya veo. Bueno, voy a hacer cualquier cosa para ayudarte.- Me salí de la cama, y suavemente la senté.

-¡Jaspe!- Gritó-

-Bebe, lo sé.- No la iba a hacer caminar, no después de haberla escuchado gritar de esa manera. La alcé en brazos, la llevé hasta el baño y gentilmente la puse de pie. Abrí la llave del agua. –Toma una larga y relajante ducha y cuando lleguemos a casa, podes estar todo el tiempo que queras en nuestra bañera y te voy a mimar todo el fin de semana.-

-¿Lo prometes? ¿Todo el fin de semana?- Me besó los labios, en el momento que deslizaba sus manos dentro de mi camisa.

-Chica traviesa, si empezamos esto, nunca volveremos a Alaska.-

Ella hizo un puchero cuando le señalaba la ducha. –Está bien.-

Salí del baño, ordené su desayuno, y decidí llevar nuestros bolsos hasta el auto y dejar que la recepción supiera que hoy nos marchábamos. Era un húmedo y frío día, pude sentir que iba a llover pronto. Cuando acomodaba las bolsas dentro del maletero, pude sentir una muy oscura y siniestra emoción viniendo hacia mí. Miré a mi alrededor y no vi a nadie, pero había que no tenía que ver para creer. El parqueo estaba rodeado por unas cuantas millas de bosque, y era donde verdaderamente quería ir la pasada noche para dejar salir mi estrés. No tuve que caminar muy dentro en el bosque, porque ya había encontrado el aroma en el parqueo. Por el amor de todas las cosas divinas…

-Sal, se que estas ahí.- Dije, casi para mí mismo.


Pox cap

-Está bien. Vuelve donde ella, pero recuerda que voy a estar poniéndome en contacto con ella pronto.-

Mi celular empezó a vibrar. La pantalla decía: Emmett. Genial, justo lo que necesitaba. Rápidamente lo abrí.

-Hola, Emmett.-

-!Jazz, perro!-

- ¿Lo tomo como que hablaste con alguien de la casa?-

-¡Claro que sí, pero quiero todos los detalles calientes de vos, hermano!-

-¿No, en verdad una humana? Como es entrar en una humana, me refiera Bella, quiero saber. Ella es…-

-Emmett…- Podía escuchar a Rosalie gritando en el fondo.

-¡Jasper, estúpido! ¿Qué demonios estas haciendo? ¿Bella Swan? ¿Estas loco?-

-Oh, si puedo aceptarlo, ¡pero no me tiene que gustar! ¿Qué pasa con esta chica y los hombres en esta familia? Más te vale tenerla alejada de Emmett.-

11 comentarios:

Rochie Cullen dijo...

Dios..hermanita..desde temprano que estoy pescando por tu fics...tu eres la culpable de esto..me mostraste a este guapo...pero sigo siendo de Edward...besos...me gusta,...mmm nos seguimos leyendo y suerte amor en tus estudios.., duerme más...pero en tu cama

Neny W Cullen dijo...

Hay hay hay!!! Kien es?? kien es??
MMM se me vienen muchos personajes a la cabeza!!! :O
Pero voy a esperar a leer el capi.
Que lastima que te este tocando complicado mi niña pero ya vendra un descanso no?...^^
Gracias por el capi Angy, ya lo necesitaba! XD
Besos grandes!
NENY

Ada Cullen dijo...

Porque carajos todas me quieren ahcer gritaaaaaar ..... mi nalal sabes qeu desde que nos contaste deeste fic quede mas que picada y pues aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa esa bella tiene cojones .... y ese Jaz aaaaaaaaaaaaaaa Edwuaer rda edwaur esta mierda (no e suna mierda no) se pone cada vez mas buena ........... porque estoy tan adicta a estooooo no se peor me encanta sentir todos esto miles de besos mi amooor mi nalla mi todo
Miss u

diana dijo...

hay no hay un lugarcito para mi en la historia digo para poder ser la q consuela a edward jajajja besos

Alejandra dijo...

Oho me gusto mucho espero que pronto subas el capitulo completo.
cada vez me gusta mas esta historia.
Espero descanses y gracias por subir mas capitulos.

♥yuri♥ dijo...

♥ANGY HERMOSA COMO ME DEJAS ASIIIIIIII QUIEN ES????? NNA TE QUEDO BUENISIMO MUASKKKKK SALUDITOSSS LINDA♥

Anónimo dijo...

Te ha quedado genial, tengo unas ganas de leer el proximo capitulo, porque no has dejado con unas cuantas incognitas para pensar en esta semana, que larga se nos va hacer. No pasa nada en el retraso con el captitulo, cuando puedas escribir escribe, siempre se ha dicho que lo importante es la familia y eso nunca es una escusa, es una obligacion o un deber, que descanses, Nosotras siempre estareros aqui para subirte los animos.

Beth dijo...

Debo reconocer que está genial, aunque moría para que volviera con Edward.
No pierdo la esperanza pero, mientras, no se te ocurra dejar de escribir: es fantástico cada día encontrar algo relacionado con la historia que me volvió una adolescente.
Besazos, muy gordos

kta_07 dijo...

me encanto, bueno no digo que no me dio como rabia con Bella como estaba actuando pero al final supo lo que hacia, pensé que estaba actuando tontamente y por impulso jejeje pero me equivoque me encanto el capi estuvo genial, me encantaría ver como seria la vida de Jasper y Bella como vampiros almenos unos capítulos jejeje gracias angy estuvo genial

zenni dijo...

Me gusta mucho esta historia. Aunque no me imagino a bella sin Edward. Pero aun no pierdo la esperanza de que esten juntos otra vez...

inexscor dijo...

Edward ha perdido la razon!! se volverá un loco psicopata!!!!!

Por que es imposible ignorar una sonrisa como esta . . .

Por que es imposible ignorar una sonrisa como esta . . .

Con todo mi amor para mis lectoras.

A mis lectoras:
Si aveces me pierdo por algunos días, si me retraso con las historias o si les he fallado y no he sido responsable con el calendario de publicaciones, no es por que no las quiera, o que no las respete como mis lectoras, lo que pasa es que antes que el blog está mi familia, mis estudios, las personitas que amo y me necesitan.
Pero les juro que cada ratito libre que encuentro en mis días lo dedico a pensar en uds, en tratar de avanzar con mis historias, en de vez en cuando renovar la imagen del blog y en estar presente para cualquiera de uds que me necesite. Si hay algo que les puedo asegurar es que cada una de las Historias que he comenzado en este blog, que sean de mi autoria JAMÁS quedarán sin final. Son mis bebés, y una madre jamás deja a sus hijos. Así sea que me cuesten lágrimas de frustración, bloqueos mentales y una que otra grosería cuando mi cabeza se quede en blanco, les prometo que haré todo lo que esté a mi alcance para no dejarlas sin el tan esperado final.
Desde ya les digo que las amo, que cada una de uds, las que comentan, las que anónimamente pasan, las que siempre tienen una palabra de apoyo cuando la necesito merecen todo mi respeto, cariño y gratitud. Son las MEJORES lectoras, siempre esperando pacientemente sin quejas. Soy una agradecida de la vida por tenerlas conmigo.
Sin mi Pola y sin Ustedes este sueño de poder escribir no sería realidad.

Presentación del Blog

Hola!!! Mi nombre es Angylito soy de Chile y este es mi hogar, mi pedacito de Cielo en la tierra. En este Blog podrán leer hermosas historias relacionadas con la Saga de Twilight (SM). Porque como ya dije, Esto no termina con el Libro Amanecer, no mientras todas las fans tengamos imaginación para continuar la historia.

Aquí no solo encontrarán Fics o OneShots escritos por mí, ya que cuento con varias historias de otras Autoras que más que eso son mis amigas. Espero que Comenten y que suspiren con cada una de ellas.

Advertencia:
La mayoria de los fics son para mayores de 16 o 18 años, y/o gente con mentalidad abierta por *lemmon... asi que Los fics tienen clasificacion (Raiting) para que los puedas identificar:
M - (Adultos)
T - (Adolescentes)
K - (Para todas las edades)

*Lemmon : Situaciones Sexuales explícitas


Otra sonrisa que no puedes ignorar...

Otra sonrisa que no puedes ignorar...
Mi amado Jackson Rathbone ♥
DISCLAIMER
LA MAYORIA DE LOS NOMBRES Y PERSONAJES LE PERTENECEN A STEPHENIE MEYER
ALGUNOS CUANTOS PERSONAJES LE PERTENECEN A SUS RESPECTIVAS AUTORAS
Y LAS IMAGENES O VIDEOS DE LAS PELICULAS DE LA SAGA DE TWILIGHT SON PROPIEDAD DE SUMMIT ENTERTEINMENT

Chicas LoverSuspiritosCullen Ya tiene Facebook den click aquí para visitarnos.

BIENVENIDAS A MI MUNDO "Este es mi Pedacito de Cielo en la Tierra"

Entradas populares

Páginas vistas en total